1. Utiliza una tabla de planchar ya que es recomendable utilizar una superficie plana. Existen muchos modelos, pero hasta la tabla más básica te dará esa superficie que necesitas para un planchado perfecto. Solo tienes que regularla a la altura que consideres cómoda y ya podrás comenzar.
  2. ¡Un consejo de oro! Plancha la ropa del revés, para conservar su color y su tejido, así se mantendrá mucho más tiempo como nueva.
  3. Para facilitar el planchado, sírvete del vapor de la plancha o de un rociador de agua, conseguirás que las arrugas sean mucho más fáciles de planchar.
  4. Al planchar una camisa, comienza por los puños, luego las mangas y el cuello. Finalmente plancha la espalda y la parte frontal.
  5. Los pantalones y las faldas se planchan primero por el reverso, después por la parte frontal. ¡¡Cuidado con los pliegues y dobleces!!
  6. Las prendas de algodón se planchan mejor humedecidas.
  7. Para la ropa de lana aplica algo de vapor y plancha las prendas al revés sin presionar demasiado.
  8. La ropa de seda requiere de baja temperatura y cierta humedad para que el resultado sea perfecto sin estropear el tejido.
  9. Para eliminar la marca de la bastilla (o doblez que sirve para disimular el borde o corte final de una prenda), coloca debajo de la prenda un trozo de papel de aluminio, luego encima extiende un trapo impregnado en amoníaco diluído en agua y procede a planchar.
  10. ¡¡Ahorra energía!! Procura planchar todo el cerro de la ropa para no enchufar la plancha varias veces al día.Con estos 10 consejos para planchar tu ropa, ahora la tarea de planchar es mucho más fácil y divertida. Puedes encontrar una gran variedad de planchas en nuestra página web www.donelectrodomesticos.es

Publicado: 14 de Junio de 2017